La diputada justicialista y presidenta de la Comisión de Tierras del Poder Legislativo, María Lilian Fonseca, acompañó el inicio del programa de cancelación anticipada de viviendas en Barranqueras. El acto se concretó en la Secretaría de Desarrollo Social de la municipalidad portuaria. Junto con la intendenta local Alicia Azula y funcionarios del Instituto de Vivienda, la legisladora recorrió el barrio 40 Viviendas e informó acerca del programa que tiene por objetivo la obtención del título de propiedad de casas por parte de los beneficiarios.

Estuvieron presentes también el presidente del Instituto de Vivienda de la provincia, Hugo Acevedo; el director de Recupero de Fondos, Iván Matías Mielnik; el escribano Daniel Carballo, del Registro Notarial; y otros funcionarios.

Titularización y recupero de fondos, las prioridades

Apuntaron los funcionarios de Vivienda “que este proceso de regularización tiene por objetivo que los adjudicatarios de viviendas tengan el título de sus casas y lograr el recupero de fondos. Con esa finalidad se crearon estos planes de financiación, que hoy se instalaron en esta ciudad para que los vecinos barranquerenses puedan acceder a la información y a este proceso regulatorio”.

La diputada Fonseca acompañó a los funcionarios del Ipduv a recorrer el barrio 40 Viviendas de Barranqueras, donde informaron a los vecinos acerca del programa que ofrece el organismo para acceder al título de sus casas. En ese contexto, agradeció la invitación para acompañar a contactar con los vecinos e informar sobre el programa. “Visitamos a varios vecinos del barrio”, comentó y agregó que “estuvimos hablando e informando sobre el trabajo de regularización, teniendo en cuenta que estas viviendas fueron entregadas, pero todavía no cuentan con su título”, por lo cual rescató como “necesario este programa”.

“Con esta labor se pretende desde el Instituto de Vivienda, y nosotros colaborando desde la Cámara, la regularización de las casas. Desde la Legislatura trabajamos con leyes de expropiación para dar el puntapié inicial y que finalmente la gente obtenga su título de propiedad y pueda vivir así tranquila junto a su familia una vez que obtengan la escrituración”, subrayó.