Según se pudo saber, la jueza federal de Resistencia, Zunilda Niremperger, ya resolvió avanzar con el pedido formal de desafuero de Aída Ayala y en las próximas horas se remitirá un oficio al Congreso de la Nación para que inicie el proceso institucional que permita, luego, concretar la detención de la actual diputada nacional por Cambiemos, imputada por presunto lavado de activos.

Tras la ampliación del requerimiento del fiscal federal Patricio Sabadini, donde se imputó a Aída Ayala como presunta jefa de una “asociación ilícita” dedicada al lavado de activos a través de la contratación de empresas cercanas cuando se desempeñaba como intendenta de la capital chaqueña, en las próximas horas el Juzgado Federal de Resistencia remitirá un oficio al Congreso de la Nación solicitando que se avanza con el proceso de desafuero de la actual diputada nacional por Cambiemos, ya que la decisión de la jueza Zunilda Niremperger ya está tomada.

Ayer se conoció la ampliación del requerimiento del titular del Ministerio Público Fiscal en la causa conocida como Lavado II y por la cuál ya se encuentran detenidos el secretario general del Sindicato de Trabajadores Municipales de Resistencia, Jacinto Sampayo; su hijo, también dirigente del sindicato, Facundo Sampayo y los empresarios Carlos Huidobro y Alejandro Fischer.

La indagatoria también solicitó la inmediata detención y recepción de indagatoria de los imputados Pedro Alberto Ramírez, dueño de una empresa constructora beneficiada durante la gestión de Ayala en el Municipio; de su hija, Natalia Martínez Guarino, Rolando Javier Acuña, director de PIMP SA, la contratista encargada de la recolección de residuos y de Luis Escobar, quién ayer se presentó ante el Juzgado Federal y quedó detenido.

Por otro lado, este jueves también se detuvo a Ricardo Freschi, porque se sospecha que intentaba promover acciones de obstrucción de la justicia en las empresas investigadas PIMP SA y Tecmasa.

Fuente: chacodiapordia.com